Mesenterio,la familia y uno más

Tras sufrir mobbing intestinal durante siglos, por fin se ha hecho justicia con un órgano ninguneado hasta la saciedad. El mesenterio ha alcanzado su estatus. ¡Qué alegría tan grande!.

z01                       Mesentéricas perdidas disfrutando de la confirmación tan esperada.

El sentirse señalado por ser un pliegue de mierda, ha minado mucho su autoestima. A ver; que bonico no es, pero eso no es óbice para no darle una oportunidad.
 Nosotras ya nos lo  llevábamos oliendo un tiempo, básicamente, desde que nos lo comentó Leonardo Da Vinci, mientras degustábamos unos fetuchinis al pesto.”Que no es pliegue, que yo los pliegues los conozco como si los hubiera defecao, que es órgano”, decía Leo rechupeteándose los dedos.
Gora el mesenterio!!      GORA!
¡¡¡Vivan los órganos intestinales!!!       ¡¡VIVAN!!

“Amor de monja y pedo de fraile, todo es aire”

Anónimo.

Anuncios

Romina, la vaca explosiva.

¡Estamos hasta las tetas!
La vaca, el rumiante por antonomasia. Ese animal bovino, que no tiene un pelo de tonta.
Sagrada para algunxs y deseada por todxs, ha cogido la leche por el cuajo y la está liando parda.


3

Nosotras somos muy fans de este cuadrupedo de mirada seductura y flatulencia poderosa.
Vamos a unir fuerzas para llevar a cabo la revolución de las glándulas mamarias libres y el metano como arma de destrucción masiva.

2

Romina, en su generosidad vacuna se presta a ser nuestro caballo de troya.

Nos enfrentaremos al heteropatriarcado y a la corruptela en un lucha sin cuartel.

_MG_8918

selfie con el comando vacuno en el Gorbea

“motus son que non pernean”

presuntos placeres 1

Hoy queremos abordar un tema que nos pone mucho:  los pequeños placeres cotidianos.
Esas pequeñas delicatessen de la vida misma que aúnan a la humanidad y no entienden de clases sociales, razas, sexos, alturas, anabolizantes y mucho menos de metáforas o perífrasis inconclusas.

 

Que levante la mano a quien no le mole hacer traska en el plástico de bolitas de embalar!

_MG_7266

 

Lo que mola rascarse las marcas del elástico de los calcetines cuando llegas a casa, después de haber salido con 2 grados y vuelto con 18, algo muy común por estos lares.
¿Y qué nos decís de comer el kurrusko del pan antes de llegar a casa?, hacer barquitos en las ensaladas, leer las cartas de los vecinos, el olor de tus propias ventosidades…
Vamos, un mundo de ilusión y fantasía que se remata con el gustirrinin que da reventar granos a diestro y siniestro.

_MG_7269

Instantánea de la explosión purulenta

Ese clásico apretón que te da en Versalles, ahí… sin previo aviso, rodeada de siglos de cultura y arrobas de sapiencia…

_MG_7262

Cuando, por fin, divisas la toilete, allá en lontananza,  empiezas a ver la luz al final del túnel…
Tu vida cobra sentido!!!

_MG_7274

Hete ahí el acabose del disfrute.

 

“Pájaro viejo no entra en jaula”