Y las nominadas son…

En el ocaso de este 2015 que se nos escapa entre los muslos , vamos a recordar los mejores  raticos .
Y las nominadas al mejor momento del año son:

Comer, beber, amar

_MG_6794

 

_MG_7702

selfie del txotx en la sidrería de Munitibar

_MG_8490

jugando a la guindilla rusa en un txoko de Amoroto

Me vas a comer tol wi-fi

_MG_6805

_MG_7082

emoticonos a la fuga anhelando la libertad

_MG_7089

tariro, tariro…

El apretón: inicio y resolución del conflicto

_MG_7262

Clásico apretón en Versalles

_MG_7274

The end

Inventando que es gerundio.

_MG_7514

Lu Mai, inventando el paraguas y nuestra Hildegarda Von Bingen, dándole al lúpulo.

Entre crestas anda el juego

logo2

Clase magistral de Doña Marcelina Gómez de Segura

logo1

Perdiendo el oremus

Soy In, soy Cool, y me meo de Glamour

_MG_8485_MG_7810

De shopping por Northampton                                                  Blanche Dubois confiando en la bondad de los desconocidos

Jroña que jroña

Sin título-1 copia

La insoportable levedad del ser

_MG_8572

 

¡¡¡HAS-TA    EL   MIS-MÍ-SI-MO    COOOOOOOÑO!!!

_MG_7184 copia

 

Desesamos abandonéis el año sucumbiendo a los excesos en general
y la concupiscencia en particular.

 

 

 

 

 

 

Anuncios

No hay solsticio sin fornicio

 

LLegadas estas fechas del din, don, dan,
y viéndonos inmersas en la vorágine del fun, fun, fun
hemos de decir que :
Somos fans absolutas del  máximo exponente de la natividad
El santísimo potorro
Porque de ti venimos,a ti volvemos y por el camino nos encontraremos

_MG_8754

Sublime en la cúspide, rodeado de sus adoratrices y demás familia.

“No hay solsticio sin fornicio,ni campana sin badajo”

Al libro albedrío

    La investigadora literaria Mª Carmen Restrepo, nos ha visitado, henchida de sapiencia y locuacidad.
Se ha venido arriba y está estudiando  la relación directa, si la hubiera, entre la lectura en papel y los 5 sentidos.
_MG_8570

La erudita en plena faena, devanándose los sexos.

Y haberla ,hayla.
El fijar la vista en el desfile de vocablos lanzados sobre el papel, con sus negritas, sus cursivas y esos etcéteras  que van por la calle…Y el tacto aterciopelado del pasar de las páginas, provocando un susurro al chocar entre si…son la evidencia de que leer y sentir es todo uno.
 Que levante la mano quien no haya lamido alguna vez el lomo de “La insoportable levedad del ser”  y olfateado incontinentemente el aroma de las esdrújulas, deseando las hipérboles…

_MG_8572

Arthur, gorrino aventajado. Por su dolencia, leer y guarrear ocupan su día a día

Nosotras al no ser licenciadas, ni eminencias  somos más de sentirlos nuestras propias carnes.

_MG_8577

Y la de mundo que se conoce leyendo no tiene parangón!
Ya lo diga Mª Carmen o el Sursum Corda.