Cada níscalo en su potorro y dios en el de todas.

Si, que ya, que no nos habéis visto el pelo, que hemos estado un poco ausentes. Es que tenemos muchos quereseres.

Ya os dijimos que afrontaríamos el otoño con arrestos y en ello estamos. Compaginando lo que viene siendo el mundo rural con la noche mas cosmopolita y underground de Sant Feliu de Gixols. ¡Qué castellets! ¡qué triceps!.
Entre el poweryoga, escabechar arenques, ir a por setas y poner a tono el suelo pélvico, no sabemos por donde nos da el aire. Cualquier día albardamos las bolas chinas y nos metemos los níscalos (rovellons) por el potorro.

IMG_9578 copiala Montse micológica y esportiva a partes iguales.

Sentimos la necesidad imperiosa de ocupar cada minuto del día y de la noche que, al ser más larga, nos proporciona un sinfín de labores plenamente satisfactorias.
Continuamos en esta jungla de actividad frenética y húmeda que acompaña inexorablemente a esta estación rencorosa por antonomasia.
Seguiremos informando…

“En otoño, la mano al coño”

La Montserrat.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s